Blog

¿Cómo se planifica una salida de vacaciones exitosa? –

En diciembre de 2022 se publicó un artículo muy popular sobre HelpForYourChild, y se actualizó para las vacaciones de este año.

Compras de comestibles para el Día de Acción de Gracias, excursiones de un día para visitar a la familia, compras en el centro comercial: las festividades a menudo incluyen salidas públicas concurridas con sus hijos. ¡Estos pueden ser complicados y desafiantes! A veces, los niños pueden emocionarse demasiado al descubrir nuevos entornos, ya sea una tienda o un evento festivo lleno de gente. Están tratando de hacer una salida «en sus términos», no en los tuyos. Sin embargo, si planifica con anticipación, existen estrategias para mejorar la situación y planificar una salida exitosa.

7 consejos para una salida exitosa:

1. Comience poco a poco:

Como cualquier otra cosa, el comportamiento público es una habilidad que se aprende con el tiempo. Juego de roles en casa (simulando una tienda o restaurante). Comience a corto plazo, luego aumente la exposición. Las salidas diarias rápidas (dentro y fuera, pero más largas con el tiempo) son mejores al principio. Como un viaje corto a una tienda de delicatessen local seguido de un restaurante…

2. Acepta las «reglas» antes de irte:

Describa una explicación de hacia dónde se dirige, las expectativas de comportamiento y las recompensas/consecuencias de que las cosas salgan bien o no. Asegúrese de que su hijo comprenda cuáles son sus expectativas (alcanzables).

3. Aclarar el horario:

¿Qué sucede en el viaje, a dónde vas, qué harán (estacionarse, caminar, ir a una tienda específica, tomar un carrito, dormir la siesta, conocer gente nueva…) y cuánto tiempo llevará? Si es posible, muestra fotos del lugar al que vas con anticipación. Recuérdales dónde te encuentras en la excursión y qué sigue después. Una línea de tiempo de imágenes puede ser muy útil.

LEER  Fomento de la resiliencia de los jóvenes

4. Proporcione una guía simple sobre cómo comportarse bien:

Toma la mano del adulto, acércate y espera. Dígales lo bien que lo están haciendo a menudo, y déles muchos elogios y pequeñas recompensas cuando vea un buen comportamiento, o algunas recompensas de vez en cuando durante las salidas. Pueden intercambiar tokens por artículos deseados.

5. Involucre a sus hijos

¡hacer preguntas! Si va de compras, sus hijos pueden ayudar a encontrar artículos, manténgalos ocupados. Incluso puedes darles dinero para comprar. Traiga sus juguetes, comida u objetos familiares favoritos. Cuando organices una salida, deja que te ayuden a planificar tu día. Escriba «historias sociales» sobre salidas públicas y anime a su hijo a participar en el proceso.

6. Evite el conflicto

Limite la frecuencia, la duración y la ubicación de las compras según la tolerancia de su hijo. Haga viajes cortos, tome descansos y use un cochecito. Asegúrese de que (ambos) no estén cansados ​​o hambrientos. Sea consciente de su actitud y fatiga (manténgase optimista y feliz). Traiga una lista de deseos: si ve algo que no puede tener, agréguelo a la lista de deseos. Comparta la pasión de su hijo por los artículos deseados. Trate de evitar los lugares tentadores o visítelos lo menos posible.

7. Lo mejor planeado…

A veces, incluso con los mejores preparativos, las dificultades son inevitables. Esto puede ser frustrante, especialmente cuando la ubicación de la salida es un desafío. Visite fuera del horario de atención (6-7 p. m. o temprano en la mañana, o más temprano en la semana). Conozca el diseño de la tienda/destino con anticipación (baños, salidas, comida, fuentes de agua, niñeras, extintores (es broma)…). Si es posible, haga que otro adulto se quede con usted, especialmente si tiene más de un hijo. En algunos casos, puede pedirle a un psicólogo que le recete alojamiento en un evento vacacional o destino similar.

Reduce la sobreestimulación sobre la marcha

Muchos niños encuentran emocionantes, si no sobreestimulantes, las tiendas concurridas. Los niños que son esporádicos pueden tener más dificultades. Si su hijo se abruma fácilmente en ciertas situaciones, considere lo siguiente:

  • algunos lugares son demasiado emocionantes para algunos niños (centro comercial en diciembre…)
  • Hiperestimulación corporal de la multitud: cepillado y compresión.Evite largas filas, multitudes y ambientes ruidosos
  • Tómese un descanso o acorte sus horas de trabajo
  • Los auriculares con cancelación de ruido pueden ayudar
  • Redirigir a los detalles (reenfocarse en artículos o áreas específicas de la tienda puede ayudar a suprimir la sensación de que un niño se siente abrumado por su entorno)
  • respira hondo, cuenta hasta diez
  • No empujes tus límites.a veces es mejor no llevar a tus hijos

atención al comportamiento problemático

El comportamiento problemático puede ser una forma de comunicación. Tenga en cuenta los factores desencadenantes, las áreas problemáticas y cualquier cosa predecible. ¡Si puedes predecirlo, puedes prevenirlo! Algunos problemas a tener en cuenta son el aburrimiento, la sobreestimulación, el hambre y la fatiga (es difícil seguir el ritmo de esas piernecitas).

Gestión de una salida exitosa: un enfoque conductual

El manejo del comportamiento es clave; sea consistente y recuerde que lo que funciona en casa, a menudo funciona en público. Trate de ser coherente con el manejo del comportamiento en todos los entornos (hogar, escuela y comunidad). Refuerza el buen comportamiento (obtienes lo que alabas y lo concretas en el elogio). Cuando ocurra un comportamiento inapropiado, intervenga y haga contacto visual tan pronto como ocurra, luego pase a un comportamiento alternativo. Tome un descanso en la tienda, o tome un descanso afuera. Evite perder la calma. Un tiempo de espera no es necesariamente un «castigo», sino un momento de tranquilidad fuera de la tienda para calmarse.

distracción y redirección

Estos son algunos consejos para redirigir eficazmente a su hijo a lo que quiere que haga, no a lo que no quiere que haga:

  • Dígales qué hacer, no qué no hacer
  • 1-2-3 Magia
  • ¡Planifica con anticipación y ten siempre un plan B!
  • trasladar a su hijo a un lugar privado para disciplinarlo
  • Ofrezca una opción (párese a mi lado o estacione al final del pasillo)
  • Haz contacto visual antes de dar instrucciones
  • Haz un juego de compras (¿qué hay en el cuadro amarillo?; lo encontré)

Las tiendas son como aulas de gran tamaño que solo venden cosas. Haz del viaje una oportunidad de aprendizaje. Esta estrategia también ayuda a mantener a los niños ocupados y concentrados. Aquí hay algunas maneras de involucrar a su hijo con una pasión por el aprendizaje:

  1. Calcula el número de artículos que necesitas
  2. Buscar artículos por color o tamaño
  3. Haga una lista en casa y pídale a su hijo que le ayude a encontrar cosas
  4. Nombra todos los artículos en el carrito, cómo se usan, de dónde vienen
  5. Usa todos los sentidos; nota las diferencias en el olor, la textura y el color.
  6. Los niños mayores pueden ayudar con la caja, solicitar artículos de papel o plástico, regalar cupones…

lidiando con el juicio de los demás

A veces, las personas sienten la necesidad de aportar su granito de arena cuando están en público con su hijo, especialmente si su hijo tiene dificultades de aprendizaje o de conducta. Aquí hay algunas maneras de lidiar con esta frustración:

  • Tarjetas de concientización sobre el autismo (explicación autismo y cómo brindar apoyo)
  • «Mi hijo tiene autismo, ¿tiene alguna pregunta?»
  • Camiseta: Tengo autismo, sé amable con mi mamá
  • Tome algo bueno de sus quejas (niños haciendo ruido en el restaurante…)
  • Manténgalo en perspectiva (a veces todos los niños se vuelven locos en la tienda; a veces es gracioso)
  • simplemente ignorarlos

La seguridad en los viajes de vacaciones es lo primero

Es importante mantenerse a salvo mientras disfrutan juntos de una divertida excursión. Recuerde que los refrigerios y la ropa abrigada son importantes, pero ¿qué más? Nunca debe dejar a su hijo solo en el automóvil sin supervisión. Mantenga a su hijo cerca (tomados de la mano, conduciendo un cochecito o colgado de un cochecito). Si su hijo tiene problemas para comunicarse, podría considerar usar una etiqueta con su nombre y tener un plan en caso de que se separen. Algunos padres han tenido éxito al usar cinturones de seguridad y dispositivos de sujeción («correas»), que pueden usarse en situaciones más extremas donde la seguridad es un problema. Sin embargo, es importante «eliminar gradualmente» el cinturón para aumentar el tiempo mientras se usan altos niveles de refuerzo positivo. Cuando sea posible, puede ser útil brindar el Servicio K-9 para los niños que necesitan apoyo adicional.

Espero que estos consejos te ayuden y hagan que tus viajes sean agradables en esta temporada navideña.Si desea programar una cita o desea obtener más información sobre todos nuestros servicios, visite http://cpcwecare.com/. ¡Felices fiestas!

LEER  El papel de las emociones encontradas en nuestras vidas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba